viernes, 7 de diciembre de 2012

¿A dónde vamos?

…“el respeto a las personas, el cumplimiento de la legalidad, la integridad y conciliación de la vida profesional y personal”…

Esta frase que aparece en el nuevo código ético de Bankia, parece ser que no afecta a la totalidad de la plantilla de la organización, o al menos para una parte de ella, es como si no existiera.

Estamos en un momento extremadamente delicado para Bankia, y como, por desgracia, suele pasar en un grupo de trabajadores bien identificados de esta entidad, salvando excepciones, afloran las actuaciones más rastreras que se pueden dar en estos individuos.

Como en otras ocasiones de tensión, las amenazas, presiones indiscriminadas, y ahora aprovechando el fantasma del ERE o Despido Colectivo planeando por encima de nuestras cabezas, se da el caldo de cultivo ideal para que los mencionados individuos saquen lo peor que llevan dentro.

Estas actitudes ya las hemos vivido en numerosas ocasiones, por estos.. ¿compañeros? que analizados individualmente y uno a uno, se crecen amparados por la impunidad que les otorga su cargo, sacando sus instintos más inhumanos en su propio provecho. Se trata de salir en la “foto” a todo color, sin importar los métodos para conseguirlo.



Estos métodos pasan desde la prohibición expresa para disfrutar las vacaciones que quedan pendientes, e incluso el que vuelva quien esté disfrutándolas (hay muchos compañeros en esta situación por las integraciones), hasta que en un ejercicio absurdo de demostrar su autoridad, utilicen el “presentismo” laboral para diferenciar quien se va a salvar o no de la quema, añadiendo en algunos casos datos para aterrorizar y desequilibrar a los trabajadores: “En esta Zona somos XXX trabajadores y XXX oficinas, va a quedarse en XX trabajadores y XX oficinas”. Estos datos, por cierto, ni los responsables de la empresa en la negociación los saben, o al menos eso nos dicen.

Para SATE es una falta de respeto total a los empleados, lo ponga en el código ético o no. Somos una plantilla que a lo largo de la historia de cada caja de origen, como ahora en el corto recorrido de Bankia, hemos demostrado nuestra profesionalidad, capacidad de trabajo y sacrificio, y sobre todo honestidad.

Está claro que desde las alturas no se dan cuenta de que para que todo este proceso y sobre todo para el futuro de este proyecto que es Bankia, somos, junto con los clientes, el elemento más necesario para conseguir las metas propuestas. Y hay que recordar que muchos clientes han perdido la confianza en la entidad, y continúan siendo clientes por la confianza que tienen individualmente en muchos compañeros.

Os animamos a que sigáis trabajando con la ilusión y profesionalidad que a lo largo del tiempo hemos demostrado la plantilla, y que pongáis en conocimiento de los delegados , tanto de SATE como del sindicato al que estéis afiliados, estas actuaciones, o bien nos remitáis correo electrónico a sate@sate.org.es.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los mensajes deben de ser adecuados y educados. Por esta razón, existe una moderación previa a la publicación de los mismos y no se aceptarán los que contengan palabras malsonantes o que insulten o denigren a personas.