lunes, 26 de marzo de 2012

HUELGA GENERAL EL 29-03-2012

Los sindicatos miembros de CIC nos manifestamos en contra de la reforma laboral aprobada por el gobierno el día 12 de  Febrero.  Al mismo tiempo, rechazamos totalmente el convenio del sector de Cajas de Ahorro firmado el día 8 de febrero, y rechazando además y totalmente la  aplicación que están realizando las cajas/bancos, tanto del convenio sectorial, como de la reforma laboral.


Por estos motivos CIC acuerda sumarse a los actos convocados para el día 29 de marzo, animando a los trabajadores del sector a participar en ellos.

La salvaje reforma laboral del Gobierno,  ha conseguido poner de acuerdo a la inmensa mayoría de los sindicatos: de sector, de clase, generalistas, profesionales, de empresa, nacionales, estatales, pequeños y grandes, en la convocatoria de una huelga general más justificada que nunca.

Han sido los sindicatos vascos y gallegos, los primeros en  convocar la huelga general para el día 29 de marzo, cuya iniciativa se ha ido extendiendo como una mancha de aceite.

Ningún trabajador puede quedarse indiferente ante un nuevo panorama que lo deja en indefensión legal ante los caprichos de las direcciones.

Esta reforma acaba con la negociación y el consenso como instrumento de defensa de  los  trabajadores  y  no  deja  otro  camino que la conflictividad y la judicialización como elemento central de las relaciones laborales.

Esta reforma dificulta, especialmente a  los trabajadores de nuestro sector:

  • En el proceso de reconversión en el que estamos inmersos, la reducción de 45 a 33 dias por despido improcedente y la extensión del despido de 20 días a una multitud de situaciones, hacen que, de entrada, la posición de los sindicatos en futuras mesas de negociación se complique notablemente. Si las direcciones optan por la aplicación dura de la reforma, no nos quedara mas arma que la radicalización de nuestros gestos y entonces nos tendremos que mojar todos. 
  • Las facilidades para que las direcciones puedan deshacer unilateralmente las condiciones sustanciales de trabajo que afectan a cada trabajador individualmente, cambiando funciones, horarios y aplicando movilidades no pactadas, se pueden convertir en una agresión sin precedentes y en una verdadera pesadilla por los desafortunados que se encuentren en esta situación. No podemos esconder la cabeza bajo el ala ni pensar que ojala que no nos toque a nosotros. Todos estamos amenazados.  
  • Si a estos le agregamos otros problemas como la inutilidad del convenio del sector, que no blinda ninguno de los  aspectos negativos de la reforma, a pesar de que el SATE/CiC lo defendió hasta el punto de no firmar por la falta de estas garantías, y que nos sitúa ante un panorama de perdida constante de poder adquisitivo, nos convenceremos de que tenemos que reforzar los instrumentos de cohesión y solidaridad entre todos los compañeros. La huelga nos tiene que ayudar a tomar conciencia de que todos somos un solo colectivo. 

La participación en la huelga general del día 29 tiene que ser masiva si queremos
hacernos respetar en un futuro próximo que se divisa lleno de dificultades. El SATE
estará presente, junto a los que quieran participar con nosotros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los mensajes deben de ser adecuados y educados. Por esta razón, existe una moderación previa a la publicación de los mismos y no se aceptarán los que contengan palabras malsonantes o que insulten o denigren a personas.