lunes, 3 de octubre de 2011

Titulares de hoy

Con una capitalización de más de 6.400 millones, el banco se sitúa como la cuarta entidad financiera española por capitalización y la decimocuarta compañía cotizada.
MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

El Comité Asesor Técnico del Ibex 35 decidió el pasado 8 de septiembre la entrada en el índice de la entidad que dirige Rodrigo Rato, dos meses después de que comenzara a cotizar. Concretamente, Bankia salió a bolsa el pasado 20 de julio tras haber culminado con éxito su Operación Pública de Suscripción (OPS) y, según calificó Rato, en medio de una "auténtica tormenta financiera".

En este sentido, Bankia ha destacado que los más de 3.000 millones de euros captados en la operación de salida a bolsa situaron al banco como "una de las entidades más solventes del sector bancario europeo", con un core capital superior al 9,7 por ciento.

Para la entidad entrar en el Ibex 35 le permitirá, además de ganar en "visibilidad y liquidez", dar "un paso más en la diversificación y ampliación de la estructura accionarial de Bankia", a la vez que "se consolida como un valor de referencia en el índice más representativo de la bolsa española", que tiene una capitalización bursátil superior a los 400.000 millones de euros.

La entrada en el Ibex 35 se suma a su reciente incorporación a los índices MSCI Global Standard, elaborados por Morgan Stanley Capital International, en el segmento de media capitalización (MID CAP). Los índices MSCI integran títulos de renta variable de más de 70 países y sirven como referencia para más de 400 fondos cotizados (ETFs) a nivel global.

Bankia es fruto de la integración de las cajas de ahorro Caja Madrid, Bancaja, Caja Insular de Canarias, Caja Ávila, Caja Segovia, Caja de La Rioja y Caixa Laietana. En un año cuenta con un volumen total de activos de 285.000 millones a junio de 2011, según ha explicado la entidad en un comunicado.


MADRID.

El presidente de Bankia, Rodrigo Rato, interviene hoy en Viena en un encuentro económico organizado por el Banco de Austria y la Cámara de empresarios hispano-austríaca, según comunico anoche la entidad a través de una nota de prensa.

Bajo el título "Crisis financiera y sus repercusiones en Basilea III" Rato presentará el caso de Bankia como modelo de éxito, único en Europa.

El primer ejecutivo de Bankia analizará el sistema de recapitalización de la banca española, y, en concreto, la experiencia de la reciente operación de salida a bolsa de Bankia, que comenzó a cotizar el pasado mes de julio en las tras la fusión de siete entidades, hace apenas un año.

En el encuentro también estarán presentes el Gobernador del Banco de Austria, Ewald Nowotny, el Gerente del Banco Internacional de Pagos, Jaime Caruana, el consejero delegado del Erste Group Bank AG, Andreas Treichl, así como el embajador de España en Austria, Yago Pico de Coaña.



El Banco de España vuelve a apretar las tuercas al sector financiero para que reduzca sus costes con otro recorte de plantilla, aunque en este caso incide en los servicios centrales y gastos de administración. BMN y Banco Gallego han iniciado negociaciones con los sindicatos para aligerar de nuevo plantilla. El objetivo es que el back office disminuya casi un 50%.

Ángeles Gonzalo - Madrid - 03/10/2011 - 07:00

El Banco de España opina que pese al esfuerzo realizado para reducir en un año empleos y oficinas, los efectos en la cuenta de resultados de las entidades han sido poco relevantes. En 12 meses, los gastos de personal del conjunto de las cajas de ahorros han disminuido solo un 4%. Durante este periodo han salido de las cajas cerca de 13.000 personas y se han cerrado 3.137 oficinas. Además, los costes de administración han caído únicamente un 1,4%.

El supervisor califica estos recortes de muy escasos, más si se tiene en cuenta que en la actualidad la actividad bancaria no tiene músculo para soportar la cuenta de resultados del sector. Por ello, en las últimas semanas, y coincidiendo con el fin de la recapitalización de las cajas, el Banco de España ha enviado nuevos mensajes negativos. No son originales, pero sí son más insistentes. La crisis económica tardará en alejarse más de lo previsto hace unos meses y, por lo tanto, 2012 volverá a ser un ejercicio pésimo. Y una de las soluciones es recortar más los gastos.

Cuando se inició la reestructuración de las cajas, hace un año y medio, los planes para recortar las plantillas se extendían hasta 2012 0 2013. Pero se han ido reduciendo sus ejecuciones para lograr concluir este mismo ejercicio. En varios casos, ya se han ampliado las salidas de plantilla previstas en un primer momento, como en Catalunya Caixa, Novacaixagalicia o Liberbank. Era la segunda oleada de prejubilaciones o reducciones de plantilla en las cajas. Pero ahora se inicia otra.

BMN, que ya ajustó su plantilla hace unos meses, con la salida de 1.049 empleados (de los que solo quedan por abandonar la entidad 60 personas), acaba de iniciar las negociaciones para realizar otro ERE. El número inicial que se baraja para su salida es de 400 empleados, lo que supondría que en menos de año y medio ha dejado la caja el 17,7% de la plantilla. En algunos círculos, sin embargo, se especula con que la cifra podría pasar a 800. El desfase se debe a que ahora la reducción se realizará en los servicios centrales de cada una de las cuatro cajas que integran BMN (Murcia, Granada, Sa Nostra y Penedès). Todo un elenco regional que tiene que confluir en Madrid, donde se sitúan ahora los servicios centrales del grupo. La idea es jibarizar este departamento en casi un 50% con prejubilaciones, bajas y traslados. Y es muy difícil que un empleado de Sa Nostra, de Baleares, "se traslade a Madrid", dicen fuentes del grupo.

En los servicios centrales de las cuatro cajas trabajan unos 1.600 empleados. El primer ERE realizado por BMN se llevó a cabo en su mayoría con prejubilaciones (868, frente a los 181 salientes por bajas incentivadas). Estos ya exempleados consiguieron entre el 85% y el 95% de su sueldo.

Pero en pocos meses la economía ha empeorado tanto que "es muy difícil que ahora se consigan unas condiciones similares", reconocen expertos en tramitar ERE. Los sindicatos, de hecho, creen que las nuevas reducciones de plantilla se llevarán a cabo a través de bajas incentivadas o reducciones de jornada más que por prejubilaciones.

Banco Gallego, cuyo principal accionista es Novacaixagalicia, está a punto de firmar otro ERE que afecta a 100 empleados, el 10% de la plantilla, y se cerrarán 25 oficinas. Pero en unos meses pueden producirse más salidas. Este expediente se une al que tramita Bankinter, donde ya han salido casi 250 personas. Fuentes sindicales apuntan a que puede que se cierre en esta cifra, frente a los 400 empleos que pretendía recortar la entidad inicialmente.

En Bankia se da por hecho que en los próximos meses se presentará otro recorte de plantilla que afectará a los servicios centrales y que puede alcanzar al 40% de sus empleados. En este caso, las condiciones de salida serían las mismas que las actuales, ya que el ERE pactado el pasado año está vigente hasta diciembre de 2012.

La recomendación del Banco de España también incluye que tanto bancos como cajas reduzcan sus gastos administrativos con un apretón de cinturón en costes, sueldos y dietas.

Claves

Otros recortes en proceso

-Excedente de plantilla: expertos del sector consideran que el excedente de plantilla en bancos y cajas se eleva a 50.000 puestos entre 2008 y 2013.

-Fusiones: la segunda vuelta de fusiones que ya prevé el sector y que quiere impulsar el PP llevará consigo nuevos cierres de oficinas y excedente de plantilla.

-Consejeros de las cajas: en el sector se espera que en breve el Banco de España reclame la reducción de los innumerables consejeros generales existentes aún en las cajas, cuya casi única función es controlar el presupuesto de la obra social.




Agustín Marco -03/10/2011 (06:00h)

La alta dirección de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) no es la única que se ha ido a su casa con los bolsillos llenos tras dejar quebrada a su entidad financiera. José Luis Pego, el ex director general de Novacaixagalicia a la que el Estado ha tenido que inyectar cerca de 2.500 millones de euros, percibirá entre siete y ocho millones en concepto de prejubilación anticipada.

Así lo aseguran fuentes cercanas a caja gallega, fruto de la fusión de Caixa Galicia y Caixanova. La cifra no oficial –la caja se niega a dar ningún detalle- es el resultado de multiplicar los cerca de 600.000 euros de sueldo que tenía el número uno del banco con sede en La Coruña. Fuentes próximas al grupo indican que Pego podría incluso tener una remuneración mensual mayor, ya que otros cargos inferiores que también han dejado el banco cobraban entre 400.000 y 500.000 euros anuales.

A Pego le corresponden cerca de siete millones en concepto de prejubilación, ya que, como cualquier otro empleado de la institución, cobrará el 98% de su salario de acuerdo a las condiciones del plan de bajas incentivadas acordado para los 1.159 trabajadores despedidos. Pero, además, Pego, que se ha acogido a dicho plan pese a no tener la edad -54 años- mínima exigida (55), tenía un contrato de alta dirección blindado hasta 2013.

Se desconoce si José María Castellano, nuevo presidente de Novacaixagalicia, ha aprobado la indemnización adicional o si Pego ha renunciado a ella. Eso es lo que ha hecho en parte el número dos del banco, Javier García de Paredes, que se ha marchado a los 51 años –cuatro por debajo de lo establecido en el acuerdo sindical- tras comprobar que Castellano lo apartaba de la gestión en contra de lo pactado.

En última instancia, Pego percibirá su aportación al plan de pensiones, que en el caso de los que directivos que procedían de Caixanova (la caja de Vigo) era mucho mayor que los de Caixa Galicia (La Coruña). Novacaixagalicia se ha negado a dar ninguna información sobre el contrato de Pego, que curiosamente fue autorizado por el Banco de España cuando ambas cajas se fusionaron entre finales de 2009 y abril de 2010.

Sin embargo, no ahorró adjetivos para agradecerle sus servicios prestados cuando hizo pública su marcha el pasado 12 de septiembre. Pese a ser el máximo responsable de un banco al que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) le ha tenido que inyectar 2.500 millones de euros para evitar su quiebra –el Estado se ha quedado con el 93% del capital-, la nota de prensa oficial destacó su “brillante trayectoria profesional” de 27 años en el grupo.

Los únicos datos oficiales son los que se enviaron a la CNMV con motivo de la difusión del informe de gobierno corporativo. En ese documento se decía que la cúpula directiva ganó 4,56 millones en 2010, con una media de 380.000 euros por ejecutivo. Obviamente, el salario del primero de ellos –Pego- era mayor. Además, percibieron 2,77 millones en concepto de pensiones o primas de seguros.




El fondo de rescate toma el 90% de CatalunyaCaixa, el 93% de Novacaixagalicia y el 100% de Unnim - El fondo destina a sanear el sector 7.551 milllones, incluida la CAM

ÍÑIGO DE BARRÓN - Madrid - 01/10/2011



El ladrillo ha pasado factura, una dura factura, a las cajas de ahorros más arriesgadas: CatalunyaCaixa, Novacaixagalicia y Unnim (Terrassa, Manlleu y Sabadell), que desde ayer están oficialmente controladas por el Estado. Los créditos al sector inmobiliario se han convertido en el veneno que les ha corroído lo más sagrado en una entidad financiera: el capital. Tenían de plazo hasta ayer para encontrar inversores privados y evitar el estigma de ser nacionalizados, pero no lo lograron. Las tres son fusiones entre cajas de la misma región que se hicieron más con criterios políticos que financieros, pero el supervisor no se opuso y ahora se ven las consecuencias.

Ordóñez da por completada la etapa, aunque "este es un proceso abierto"

El caso más sangrante es el de Unnim; el Estado la ha valorado en un euro simbólico, después de que los tres informes independientes coincidieran en que la entidad tenía un valor negativo de decenas de millones de euros. No obstante, el supervisor mantuvo a los gestores aunque echó a todos los consejeros. El supervisor advirtió a sus clientes de que las tres entidades ya no tienen ningún problema de solvencia porque sus activos están garantizados por el Estado español.

El gobernador del Banco de España, Miguel Fernández Ordóñez, hizo un balance positivo del proceso, "sobre todo porque se ha hecho en el peor momento de los mercados de los últimos 70 años" y dio por completada "una etapa de la recapitalización" del sector financiero. Sin querer dar un carpetazo definitivo ("este es un proceso abierto"), Ordóñez hizo un balance positivo del proceso. La factura para el Estado asciende a 7.551 millones, incluidos los 2.800 millones colocados en el capital de la Caja Mediterráneo (CAM). Ordóñez dio ayer casi por perdidos estos 2.800 millones "por la mala gestión de sus directivos y por otras cosas", comentó de manera imprecisa.

El responsable de este organismo reconoció que "a los ciudadanos 7.551 millones les puede parecer una cantidad muy elevada. Lo entiendo, pero si se compara con lo que han dedicado por ahí fuera no es mucho". Ordóñez destacó que el proceso ha permitido redimensionar el sector "después de la borrachera que se produjo entre los años 1994 y 2006, y que hizo que creciera por encima de lo que el país se podía permitir".

Este redimensionamiento ha sido especialmente intenso en el sector de las cajas, que ha pasado de 45 a 15 entidades, y con un recorte medio de plantillas y oficinas del 17% desde el inicio de la crisis. El proceso se abrió por el real decreto del Gobierno, de marzo pasado, que obligó a las entidades a tener un 10% de capital principal si no cotizan en Bolsa ni tienen inversores privados. En caso contrario, la exigencia era del 8%.

"Examinamos a 114 entidades y solo 13 no cumplían con la norma. Son las 13 de las que hablan los medios, por lo que se amplifica el problema, pero no hay que olvidar el contexto general", comentó el gobernador. La mayoría de las afectadas ampliaron capital (Barclays, Deutsche y Bankinter), salieron a Bolsa (Bankia y Banca Cívica) o se fusionaron (Caja Duero con Unicaja). Dos grupos de cajas, BMN (liderada por Caja Murcia) y Liberbank (capitaneada por Cajastur) cuentan con un plazo adicional de 25 días para buscar inversores privados. De lo contrario, el Estado pondrá 810 millones más. No obstante, el supervisor dijo que la situación de estas dos cajas era "sólida".

El resto, han quedado nacionalizadas. Ahora el Estado tiene el 100% del banco de Unnim, el 90% de CatalunyaCaixa y el 93% del NCG Banco, entidad que asume los activos financieros de Novacaixagalicia. El FROB, aconsejado por tres bancos de inversión, valoró CatalunyaCaixa en un 9% de su valor contable y en un 12% el de la entidad gallega. La Generalitat y la Xunta se cerraron en banda a fusiones con entidades de otras regiones, pero al final esas cajas se han quedado prácticamente sin patrimonio. El Banco de España, que lo permitió pese a conocer su estado, ha tenido que sacar ahora la chequera.

¿Por qué no ha entrado el Estado en la gestión de estas tres cajas, como ha hecho en la CAM? "La gran diferencia con la CAM es que no es viable", dijo Fernández Ordóñez, "y estas tres creemos que sí tras un fuerte proceso de reducción de capacidad". El proceso legal de integración ha contado con la asesoría de Garrigues y los planes de negocio ya tienen el visto bueno de Bruselas.

Ordóñez mantuvo una calculada ambigüedad sobre si las entidades necesitarían más capital o con esto se da completamente cerrado el proceso. En Europa el Fondo Monetario Internacional y el Gobierno de Estados Unidos han pedido una recapitalización de la banca europea. El gobernador destacó que ese problema se debe al posible impago de Grecia (y quizá otros países intervenidos) y las consecuencias que pudiera tener en los balances bancarios. "Ese problema afecta muy poco a las entidades españolas", recordó, como velado reproche a Michael Barnier, comisario del Mercado Interior, que hace unos días acusó al sector español de tener problemas de capital.

Sin embargo, en España lo que lastra las cuentas de las entidades y genera desconfianza internacional es la inversión inmobiliaria, sobre todo en suelo. "Según los cálculos de la Comisión Europea, el BCE y los nuestros, España se recupera moderadamente. Con estas previsiones, y tras la prueba de esfuerzo europea, la banca podría aguantar. Ahora bien, si el mercado continúa cayendo y los activos se deprecian, claro que hará falta más capital. Hay colchón, pero la crisis no se ha acabado y sigue muy dura". Incluso llegó a decir que la ley permite que el Banco de España llegue a "nuevas intervenciones", en una advertencia de que sigue vigilante. La crisis no se puede dar por cerrada.

El proceso de recapitalización

- Ayer culminó el camino que arrancó en marzo, cuando el Gobierno fijó las necesidades de capital para las entidades financieras: el 8% para las que contaran con inversores privados y el 10% para el resto. Son niveles más altos que en Europa.

- Tras el primer análisis, se estimó en 15.152 millones el capital a cubrir por 13 entidades financieras (Barclays, Deutsche, Bankinter, Bankpyme, Bankia, Banca Cívica, Grupo BMN, Liberbank, Novacaixagalicia, CatalunyaCaixa, CAM, Unnim y Caja España-Duero). Otras 101 cumplían los requisitos de solvencia.

- En abril, las entidades afectadas presentaron al Banco de España sus estrategias para recapitalizarse. La mayoría de las cajas (98,3% de los activos) traspasa entre mayo y junio su actividad financiera a un banco.

- En julio salen a Bolsa CaixaBank, Bankia y Banca Cívica. El Banco de España interviene la CAM. CatalunyaCaixa, CAM, Banco Pastor, Unnim y Caja3 suspenden las pruebas europeas. El FROB inicia la valoración de las entidades que han solicitado ayuda.

- El 30 de septiembre se cierra este proceso con la entrada del FROB en Novacaixagalicia (93%), CatalunyaCaixa (90%) y Unnim (100%). Estas tres entidades representan el 14% del sector. BMN y Liberbank tienen 25 días de prórroga para buscar capital privado. El coste total del proceso: 7.551 millones. La CAM se encuentra en proceso de subasta.


01.10.2011 Ana Antón 12

Las oficinas están tanteando el interés de sus clientes por títulos a 5 años con una rentabilidad de entre el 5,5% y 6% anual.

Sólo faltaba La Caixa. La única gran entidad española que todavía no había movido ficha para pertrecharse de capital en un momento de tensiones en los mercados de financiación mayoristas. Pero es cuestión de días.

La tercera entidad por activos financieros de nuestro país prepara una emisión de deuda por valor de 1.500 millones de euros destinada a inversores particulares.

Aunque el folleto está pendiente de aprobación por parte de la CNMV, las oficinas ya manejan información sobre las características de la emisión. Se trata de bonos senior que, previsiblemente, comenzarán a comercializar el próximo 10 de octubre.

Tal y como explican los comerciales de las oficinas, los títulos podrán adquirirse desde 6.000 euros y ofrecerán una rentabilidad de entre el 5,5% y 6% anual, para un plazo de cinco años. “Todavía no está claro el rendimiento porque las características no son definitivas, pero parece que los bonos serán sólo para dinero nuevo”, explican fuentes próximas a la caja catalana. Dichos títulos estarán garantizados por el emisor, Caja de Ahorros y Pensiones de Barcelona, cuyo ráting es A+, según Fitch y Moody´s.

Los bonos cotizarán en un mercado secundario, es decir, si un particular decidiese deshacer su inversión antes del plazo de vencimiento, podría hacerlo, pero exponiéndose a no recuperar la totalidad de su inversión.

De momento, la red de oficinas de La Caixa sólo está tanteando el interés de sus clientes por este producto. No obstante, indican que en el momento en el que se lance la emisión, las órdenes serán irrevocables. Previsiblemente, el folleto se registrará a mediados de la próxima semana,

En agosto, La Caixa registró en la CNMV un programa de deuda que le capacita para colocar en el mercado hasta 5.000 millones de euros. Esta primera emisión será de 1.500 millones, según fuentes próximas a la entidad. Días antes, el 14 de julio, Caixabank –el banco a través del cual La Caixa desarrolla su negocio financiero– dio a conocer un programa de renta fija por valor de 25.000 millones. Hasta 2013, el banco afronta vencimientos por 11.372 millones de euros.

Alternativa al depósito

Con este producto, la entidad que preside Isidro Fainé entra de lleno en la batalla por la captación de pasivo, pero eludiendo la penalización de los superdepósitos.

En julio, Elena Salgado aprobó una ley que obliga a las entidades que remuneran el ahorro a tasas que superan ciertos límites a aportar más capital al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), instrumento que cubre los primeros 100.000 euros colocados en imposiciones a plazo o en cuentas.

Sabadell fue la primera entidad que optó por distribuir bonos senior en su red. El 5 de septiembre colocó con éxito una emisión de 300 millones con una rentabilidad del 4,25% a 18 meses. El banco planea lanzar otra emisión similar en los próximos días, pero está pendiente del visto bueno del regulador. La batalla por el ahorro del los particulares se está librando actualmente en varios frentes: bonos, pagarés y depósitos.

La Caixa y Sabadell han optado por los bonos, mientras que Santander, BBVA, Bankia, Banesto o Liberbank están comercializando pagarés, con una rentabilidad de hasta el 3,75%–4% para importes muy elevados– para plazos de que oscilan entre 1 mes y dos años. Los pagarés no cotizan por lo que son completamente ilíquidos. Tanto éstos, como los bonos, no están cubiertos por el Estado.

Más allá de estos productos, los depósitos siguen siendo el producto por excelencia para atraer ahorro y el que más confianza genera en el particular. Popular, Activobank, Pastor, Bankinter y Banco Espirito Santo ofrecen tipos de interés de entre el 4% y el 4,25% para plazos de entre 12 y 24 meses.

Pastor acaba de lanzar, a través de su oficina online, un producto para nuevos clientes que, desde 5.000 euros, da un 4,25% TAE para 24 meses con ventanas de liquidez cada seis meses. El depósito puede liquidarse a los 6 meses con una rentabilidad del 3,60%, a los 12, obteniendo el 4% y a los 18 con un 4,15%.

Popular, por su parte, ha potenciado en septiembre su depósito Gasol, también al 4%. A partir del lunes, mantendrá este tipo a través de Popular-e.

En busca de pasivo estable

La próxima emisión de La Caixa busca comprometer el pasivo de los ahorradores durante un plazo inusualmente largo: cinco años. Esta estrategia podría evidenciar, según explican fuentes del mercado, que las necesidades de liquidez de La Caixason a largo plazo o que la entidad está anticipándose para tener una posición de liquidez más cómoda en los próximos años.

En la última subasta del Tesoro Público para un plazo similar (cinco años), la institución colocó 3.621 millones de euros, con un cupón del 4,25%. La caja catalana pagará a sus bonistas entre 125 y 175 puntos básicos más. El ráting de la deuda de España es del AA+, sólo un punto por encima de la de La Caixa (A+), una de las firmas con mejor solvencia de España. Aun así, el plazo juega en contra, ya que la mayor parte de los inversores prefieren comprometer su dinero menos tiempo.


30.09.2011 G.Martínez/M.Romani

El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, ha afirmado esta mañana que la recapitalización de las cajas ha costado unos 2.000 menos de lo previsto.

Ordóñez ha afirmado que el 96,4% del sistema financiero español ya cumple con los requisitos de capital impuestos por el Real Decreto de Reforzamiento del Sistema Financiero. "El balance del saneamiento es muy positivo, tras vivir el peor momento del sector financiero de los últimos 70 años", afirma.

Una cifra a la que se llega después de que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) hiciera frente a las necesidades de las cajas que no pudieron conseguir capital privado. Tras las inyecciones de capital, el Estado tendrá el 100% de Unnim, el 93% de NovaCaixaGalicia y el 90% de CatalunyaCaixa. El FROB ha metido 1.718 millones en CatalunyaCaixa; 568 millones en Unnim y 2.465 millones en la caja gallega, del total de 2.622 millones que necesitaba. "El balance del saneamiento es muy positivo, tras vivir el peor momento del sector financiero de los últimos 70 años", ha señalado.

El coste de la recapitalización ha sido finalmente de 13.389 millones, frente a los 15.152 millones previstos inicialmente, gracias a que la salida a bolsa de Bankia y Banca Cívica ha permitido reducir del 10% al 8% las necesidades de capital de estas dos entidades. De estos recursos, 5.838 millones han llegado del sector privado. Ordóñez ha recordado que el esfuerzo de saneamiento asumido por las propias entidades (reconocimiento de pérdidas y provisiones) suma ya 105.000 millones, una cifra equivalente al 10% del PIB.

Tan sólo quedan pendientes los flecos de Banco Mare Nostrum y Liberbank, que han obtenido una prórroga de 25 días para completar su recapitalización con la entrada de inversores privados. Como se venía apostando en el sector, el regulador les ha concedido sólo un mes, frente a los tres que se establecían en el Real Decreto, para cumplir el objetivo, para que la reestructuración del sector esté completada antes de las elecciones del 20-N.

Si pasado este plazo las entidades no consiguieran el capital que necesitan, intervendría el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB). Liberbank, el grupo conformado por Cajastur, Caja de Extremadura y Caja Cantabria, necesita 320 millones, pero confía en conseguirlo mediante la retención de beneficios y la obtención de plusvalías por venta de participadas.

A su vez, Grupo BMN, formado por Cajamurcia, Caixa Penedès, Caja Granada y Sa Nostra, necesita 486 millones para alcanzar una ratio de capital principal del 10%. Pero si prospera su negociación con varios fondos para que compren al menos el 20% del capital, la necesidad de recursos bajaría a 212 millones, ya que sólo necesitaría un 8% para cumplir con el Real Decreto.

El Banco de España también ha destacado que, gracias al proceso de reestructuración, la gran mayoría de las cajas (que copran el 98,3% de todos los activos del sector) ya ha traspasado su actividad financiera a un banco. De 45 cajas que había antes, sólo quedan 15. En cuanto a la la recapitalizacion de la banca europea, el gobernador insiste en que "es prioritario resolver el problema de la deuda soberana".

El escándalo de CAM

Junto a ello, Fernández Ordóñez afirma que "lo de los directivos de CAM parece escandaloso, pero hay que ser cuidadoso y ver si todo se ajusta a derecho. Entiendo que la gente se escandalice".

Ordóñez ha afirmado esta mañana que todos los procesos de recapitalización con dinero público cuentan ya con el visto bueno del Gobierno y de la Comisión Europea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los mensajes deben de ser adecuados y educados. Por esta razón, existe una moderación previa a la publicación de los mismos y no se aceptarán los que contengan palabras malsonantes o que insulten o denigren a personas.